The Revenge Of God - Reveal: Fushizen Kanno

Ir abajo

The Revenge Of God - Reveal: Fushizen Kanno

Mensaje por Seemos Yantra el Miér Jul 25, 2018 12:45 pm

Bienvenidos a "The Revenge Of God - Reveal: Fushizen Kanno". Existen multiples maneras de conseguir lo que uno desea. Se puede trabajar duro para obtenerlo o crearlo. Se pueden librar duelos, combates, y grandes guerras por tomarlo de un oponente digno. Se puede ser astuto y agil, tomando aquello que se desea antes que su propietario original sepa que fué tomado. Pero, ¿por qué tomarse tanto esfuerzo, cuando se puede lograr que aquello que se desea llegue a las manos de una por voluntad propia, de buena fé, y con adoración? Kanno aprendió esta lección muy temprano en su infancia, cuando aun era mortal, así como aprendió que una sonrisa en un rostro bonito puede cambiar el destino de un pais mucho mas rápida y eficientemente que 30 años de guerra, y que saber con precisión que es lo que la gente desea es la llave a su innegable e inquebrantable lealtad. Y el cosmos mismo no es excepción, porque el cosmos vive, respira, piensa, siente y, mucho mas importante aun, desea. Conocer los deseos en el corazón de alguien es el camino hacia el dominio sobre tal persona. Conocer los deseos en el corazón del cosmos, es ser dueño del cosmos. Es solo cuestión de saber hablar con sus propias palabras y susurrarle al oido. Palabras de creación, palabras de destrucción, palabras secretas, palabras que expresan deseos... y los hacen verdad. Kanno sabe tanto como 4V70LYCV5 que el conocimiento es poder, pero quizas nadie conoce tanto sobre la naturaleza del corazón pecaminoso de mortales e inmortales como los azuras, quienes detestan a todos los dioses por igual, aunque puede que Kanno sea la persona apropiada para cambiar eso en el nuevo orden. Despues de todo, Kanno sabe lo que los azuras quieren, y sabe lo que tu quieres. La pregunta es, ¿estas dispuesto a aceptar lo que realmente deseas y tomarlo?

Arkiel Gabranth tiene un gran interes en el vasto conocimiento de Kanno, especialmente en los tópicos del saber arcano. Sin embargo, siempre mantiene en mente que La Ladrona De Suzurros es, como lo sugiere su apodo, una ladrona y, por ende, una quebrantadora de la ley sin ningún interés de someterse al orden establecido por nadie, ni siquiera el suyo. Pocas cosas le gustarían mas a Gabranth que enjuiciar personalmente a Kanno y extraerle los secretos uno por uno a travez de inimaginables tormentos que el diablo practicaría personalmente. No obstante, por ahora debe mantenerse al margen de cualquier movida agresiva, no fuera a ser que Kanno poseyera algún secreto ignorado que pudiese ser su ruina, extraido en alguna noche de pasión con alguno de sus mas leales (pero nada virtuosos) generales.

Honami siempre menciona a Kanno como un ejemplo perfecto de la dualidad patente en el cosmos, pues alaba su abrumadora belleza y sensual disfrute de la existencia, pero lamenta que su interior solo albergue un insondable egoismo y una mas que eriaza y venenosa incapacidad de comprender el concepto del amor, derrochando lo que podría ser una vital e innagotable capacidad de traer vida al cosmos maltrecho en mera satisfacción hedonista. Honami tiene el presentimiento de que la raiz de esta ponsoña en el corazón de Kanno nace de la única cosa que no ha podido tomar de nadie para sí y, ciertamente, Honami podría estar en lo cierto, pues La Lodrona de Suzurros siempre le esquiva, como si supiera que solo ella puede ver algo que todos los demas ignoran por completo.

De cuando en cuando, el Dr. Cronnenberg juguetea con la idea de solicitar una audiencia personal con la Ladrona de Suzurros para compartir con ella los peculiares placeres de los kyton, practicando en su bella forma el obscuro arte de los que habitan en el laberinto, pero tales ideas nunca pasan a mas, pues el Dr. Cronnenberg teme que Kanno esté dispuesta a pagar tal precio con tal de robar secretos demasiado valiosos en su poder y es por ello que prefiere mantener su distancia, no vaya a ser que La Ladrona de Suzurros terminase convenciendolo a el de llevar a cabo su fantasías.

Por el otro lado, Zeruel sabe que no tiene nada que temer de Kanno. El no tiene secreto alguno que ocultar frente a La Ladrona de Suzurros y esta no tiene manera de seducirlo, especialmente cuando El Campeón de Celestia ha enfrentado incontables huestes de su tipo, los iconoclastas azuras, desde cientos de años atrás y, por ende, sabe que incluso el mero acto de respirar conlleva tanto un propósito como una mentira por parte de Kanno. Zeruel solo está esperando el momento en que La Ladrona de Suzurros cometa un error para sentenciarla a la disolución. Para Zeruel, el nuevo cosmos ya tiene suficientes oportunistas como para tener una deidad dedicada a estos.

Alineamiento: Neutral Evil.
Folios de interes: Charm, Magic, Rune, Knowledge, Pleasure
Arma Favorecida: Iron Brush.

Campeones Conocidos:

Chloridris.- Es poco lo que se sabe sobre Chloridris en lineas generales. Muchos ni siquiera saben con exactitud a que especie o linaje pertenece la persona en cuestión (ni a que género pertenece realmente, dado que Chloridris parece responder de igual forma a cualquier pronombre, aun si la gente parece favorecer "ella" por sobre "el"). Algunos se inclinan por pensar que Chloridris es un tipo de moho, una extraña e inusual forma de vida colectiva con la apariencia e inteligencia de un vertebrado superior; mientras que otros mas bien creen que se trata de una de las exóticas formas de vida elemental de Netzah, El Plano Elemental de la Vida, en donde incluso las formas de vida celular (y, en algunos casos, incluso formas de vida aun más primitivas, como las organelas o pedazos libres de código genético) pueden llegar a adquirir una existencia y representación individualizada. Sea cual sea la verdad, Chloridris se muestra como una persona en extremo social pues pareciera que, con cada paso que dá, es incapaz de mantener la boca cerrada o quieta. No obstante, son dos los temas que dominan la conversación de Chloridris en la mayoría de casos. El menos recurrente concierne a su curiosa e insospechada fascinación por lo sobrenatural, en específico todo lo concerniente a las almas desencarnadas, espectros, fantásmas, etc, y de como enfrentarse a estas existencias incorporeas. No obstante, este insospechado saber sobre lo sobrenatural palidece en comparación con la extensión, detalle y expertitud con la que Chloridris parece demostrar por su tópico favorito por excelencia: comer. Pasará muy poco tiempo antes de que cualquier persona que intente hablar con este ser se dé cuenta de que Chloridris es la suprema catadora del sabor, habiendo probado bocado de todo tipo, siendo capaz (aparentemente) de digerir incluso las mas letales e insospechadas substancias y descubrir sus sabores y texturas con la verbosidad de un poeta. No obstante, puede que algunos (o muchos) se encuentren pronto incómodos al descubrir que Chloridris ve al cosmos por completo como parte de su plato de comida, incluyendo otros seres inteligentes, sin hacer distincción real entre aliado, enemigo, o aperitivo, poniendole muy cerca de la salvaje mentalidad de un ghoul. Y es, en este respecto, que Kanno parece haberle hecho a Chloridris una oferta que esta no podía rehusar: la chance de degustar el sabor de los dioses. Frase Icónica: "¡HOLAA! ¿A QUE SABES?"

* Skorn.- Cualquiera que apreciara la imponente presencia de el balor bajo el nombre de Skorn y viviera para relatar la experiencia pensaría, no sin poco merito, que una criatura tan maligna y terriblemente formidable solo era capaz de nacer del caótico e inescrutable vientre de El Abismo. No obstante, mas de uno quedaría sorprendido de saber que Skorn no es un producto natural de la amalgama de almas nefarias regurjitadas por El Abismo en una nueva y terrible existencia: fué Kanno misma quien "sembró, cultivó y cosechó" a Skorn desde un principio con el mismo cuidado, dedicación y talento que demostraría el mas asiduo devote del arte del bonsai, jardineros capaces de reducir al árbol mas colosal a una pequeña planta de maceta. Kanno sabía que Rekhya, La Guadaña Sonriente, no tenía interés alguno en las almas violentas que llegaban a sus manos sin poder ser acalladas de su mancillante sed de conflicto, así que Kanno intercambió esas almas por las de apacibles adictos a los placeres de la carne a los cuales mandó al dulce abrazo de Rekhya en el dulce barco del opio. Las violentas almas que Kanno recibió superaban en mucho las expectativas de La Ladrona de Suzurros, pero había entre ellas una en particular que llevaba consigo un odio particularmente macerado. Un odio nacido no de tortura, sino de la burla, de la falta de respeto, de la indolencia y la crueldad que solo puede nacer de las hedonistas entidades que habitan el indolente mundo exterior conocido como El Mundo Gris. Esta alma había llevado el nombre de Johanan Smithson y, ciertamente, su rol en el gran plan de las cosas jamás estuvo destinado a ser grande y, quizas, ese era el problema: descubrir que el único propósito en su existencia había sido ser el objeto de burla de los indolentes seres de El Mundo Gris. Ciertamente, el entendimiento de una verdad tan compléjamente cósmica escapaba la mente simple de aquel hombre tanto en vida como en muerte, pero su alma podía comprenderlo de una manera que trascendía las palabras. Con la llegada de La Era de la Aflicción y la destrucción de Endorea, muchas almas quedaron baradas en la nada. Denagadas de continuar su ciclo encarnativo, muchas de ellas fueron destruidas al ser forzadas a consumir su propia escencia hasta desaparecer, pero algunas, como el alma de Johanan Smithson, sobrevivieron consumiendo tecnicamente todo lo que tenían excepto la emoción mas fuerte que poseían, aquella que les daba una semblanza de forma. En el caso de Johanan Smithson, este era un quemante e insondable resentimiento que ardía en lo mas nuclear de su alma. Un odio y resentimiento mas allá de su capacidad de razonar o entender. Un ardiente odio e ira que era capaz de brillar con su propia y terrible luz. Kanno vió esta alma y le dijo: "Johanan Smithson. Una pobre alma creada solo para ser la burla de crueles e indolentes amos. Has ardido en el vacío por demasiado tiempo y ahora eres poco mas que una ceniza consumida de una existencia inocua... ¿Que es lo que un fantásma en el astral vacío entre los mundos como tú podría desear?". Haciendo acopio de la minúscula cordura y memoria que aun le quedaba, aquella alma contesto: "¡¡¡VEN... GAN... ZAAAAA!!!". Sonriendo, Kanno dijo entonces: "Entonces entrégame todo tu vacío y lo que no tienes, Johanan Smithson, y te prometo una oportunidad única en el universo: ¡LA CHANCE DE DESATAR TU IRA CONTRA AQUELLOS QUE TE FORMARON A PARTIR DE SU PESTILENTE CRUELDAD! ¡ARDERAS BRILLANTE COMO UN SOL DE PESADILLA, QUEMANTE Y DOLOROSO COMO UN SUEÑO APOCALÍPTICO! ¡VILIOSO REPUDIO Y RECHAZO HECHO MONUMENTO VIVIENTE A SU ESCARNIO! ¡¡TU SERAS "SKORN", Y TU INSONDABLE IRA HARÁ QUE LOS CREADORES CONOZCAN EL MIEDO!!". Así, Johanan Smithson se volvió la hambrienta semilla que consumió a todas las otras violentas almas, germinando y dando nacimiento a un balor a ser temido incluso entre aquellos de su mismo tipo, pues el odio que le había germinado era de un tipo único e irrepetible. Contemplando ahora al terrible sirviente que había creado, Kanno acarició el enorme rostro soportando de buen grado el horroroso calor que consumía su mano segundo a segundo, diciendole: "No te preocupes... "Juanito": NADIE.... volverá a burlarse de tí. Ahora... ha llegado el momento de la dulce venganza. Ven conmigo... es hora de enzeñarles a esos cretinos... que burlarse de alguien... [meneando la cabeza] es muuuy maaaaalo... *jajaja*".
avatar
Seemos Yantra
Admin

Mensajes : 42
Fecha de inscripción : 26/04/2016
Edad : 35

Ver perfil de usuario http://entrevivosyroleros.activo.mx

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.